depresion

Causas de la depresión y cómo prevenirla

enterapia - enero 26, 2022

Antes de empezar a hablar de las causas y las formas de prevenir la depresión, es importante crear un contexto de lo que es esta enfermedad que afecta a tu salud mental. La depresión, podemos definirla como una alteración a tu estado de ánimo, lo cual usualmente se ve reflejado en cambios de humor repentinos e injustificados. La depresión no es lo mismo que sentirte triste y esta diferencia se debe a la duración.

Un episodio depresivo puede llegar a durar entre 2 o más semanas, mientras que la tristeza suele ser temporal y no es nada más que una emoción. ¿Quieres saber más sobre qué es la depresión y cómo identificarla? Te invitamos a leer: ¿Qué es la depresión? Allí podrás profundizar mucho más sobre este tema.  Ahora vamos a entrar un poco más en materia, hablando sobre las causas de la depresión.

 

Causas comunes.

La depresión suele tener tintes genéticos o hereditarios, y esto se debe a que en los genes se alberga un tipo de memoria colectiva o familiar que hace que se almacene información para ser transmitida y aprendida de generación en generación. Esta información en tu ADN lo que hace es que seas mucho más propenso a sufrir de este trastorno, y que cualquier situación que genere infelicidad o insatisfacción permita la aparición de un episodio depresivo.

Sumado entonces al factor genético, existen otras causas como:

  • Alcoholismo o drogadicción.

  • Eventos en la infancia traumáticos, como maltrato o rechazo.

  • Estrés crónico.

  • Muerte de un amigo o familiar.

  • Desilusión en el hogar, en el trabajo o en la escuela (en los adolescentes, por ejemplo, puede darse por la ruptura de relaciones con su pareja, perder una materia o el divorcio de los padres).

  • Medicamentos como tranquilizantes y antihipertensivos.

  • Enfermedades como hipotiroidismo (baja actividad de la tiroides), cáncer o hepatitis.

  • Deficiencias nutricionales (como falta de folato y ácidos grasos omega-3).

  • Pensamientos demasiado negativos acerca de ti mismo y la vida, culparte por cosas que te suceden a diario.

  • Incapacidad para resolver problemas sociales.

  • Problemas de sueño.

  • Aislamiento social (común en los ancianos).

Una mala gestión de tus emociones o sentimientos puede producir la aparición de la depresión en tu vida, por eso es importante mantenerte alerta ante este tipo de situaciones, en caso de que sientas que algo se ha salido de tu control, busques ayuda, pues tu propósito debe ser no permitir que esta sensación de vacío y soledad tome las riendas de tu vida.

Ante esta situación, lo ideal es que te contactes con un psicoterapeuta con el fin de que te ayude a encontrar la estabilidad y el balance en tu vida, al tiempo que te brinda herramientas para aceptar tu realidad, controlar tus emociones e impedir el desarrollo de enfermedades y trastornos mentales.

 

Agenda aquí tu cita con un psicoterapeuta de Enterapia

y disminuye el riesgo de sufrir depresión

 

¿Cómo prevenir la depresión?

No existe una fórmula exitosa para prevenir la depresión, sin embargo, la incorporación de ciertos hábitos a tus rutinas diarias, puede ayudarte a mantenerla alejada de tu vida, o en caso de que la padezcas o la hayas padecido, a controlar sus síntomas y su aparición. Así que toma nota de los siguientes consejos:

  • Duerme bien, establece rutinas de sueño que realmente te ayuden a descansar.

  • Consume una dieta saludable, donde le brindes a tu cuerpo todos los nutrientes que necesita.

  • Haz ejercicio regularmente, también puedes optar por planes como yoga y meditación.

  • Evita el consumo de alcohol, marihuana y otras drogas psicoactivas que alteren tu sistema nervioso.

  • Haz cosas que te generen felicidad como: ir a cursos de temáticas específicas, bailar, leer o ver series, lo que sea que te genere paz.

  • Pasa tiempo con familiares y amigos.

Incorporar estos hábitos a tu vida es lo que va a permitirte empezar a darle valor a la misma, pues no debes olvidar que cuando pasas por episodios depresivos la característica principal es perder el interés por todo lo que te rodea, nada te llena y la sensación de infelicidad perdura en el tiempo.

Cuando te das a ti mismo momentos para disfrutar y recuerdos felices, estás demostrándole a la depresión –y a ti mismo– que vale la pena seguir adelante, que tienes razones para dejar a un lado la tristeza y que no quieres seguirle dando importancia a esas emociones negativas que su aparición produce en ti.

No olvides que para salir de la depresión solo debes tomar la decisión y dejarte guiar por un psicólogo o profesional en salud mental, de su mano vas a ir recuperando poco a poco el ritmo de tu vida mientras aprendes herramientas efectivas para evitar que aparezca nuevamente la depresión en tus días.

Deja tu comentario:

0